¿Qué es lo que hace que una amistad sea fuerte y sólida?

Siento que mientras más creces más difícil se vuelve encontrar personas a las que realmente puedes llamar “amigos”. Y de esto me acabo de dar cuenta. Yo soy la típica que piensa que todos son mis amigos, que todas las personas, tienen buenas intenciones y que es una bendición tener una plática con gente con la que te puedas identificar o a veces ni siquiera te identificas, pero que puedes entender perfectamente por lo que está pasando la persona y por qué está reaccionado así.

Me encanta conocer a la gente, y con mi delirio de confesión muy fácilmente llego a conversaciones profundas con personas que acabo de conocer. Me encanta esa parte de mí,  me considero una persona abierta, entregada, comprometida y confiada, tal vez demasiado. Confío en la vida, siempre lo he hecho, y parte de confiar en la vida es a veces enfrentar el hecho que la gente no siempre es como tú, y que es un error mío pensar que todos son mis amigos, o qué existe una fraternidad y lealtad inmediata con la gente que acabas de conocer.

Así que estos son mis nuevos recordatorios acerca de las amistades, nuevas o viejas, da igual.

Lo que compartas en un momento de “confianza” acerca de cosas personales, puede ser usado en tu contra, no necesitas contarles todas tus cosas a todas las personas. Hay que saber respetar nuestra propia privacidad.

Se vale que no te guste el cien por ciento de una persona, eso no te hace “mala persona” ni a ti, ni a ella. Quieres a la gente no por ser perfecta, si no a pesar de no serlo.

Si no te gusta la dinámica que se está llevando en tu grupo de amigos, di algo, y dilo a tiempo. Si no cuando explotes vas a parecer una loca que se deschavetó de la nada.

Perdona lo que quieras, pero aléjate de la gente que es tóxica para ti. Muchas veces mantenemos cerca a personas que nos hacen muchísimo daño pero que queremos mucho. Hay que aceptar qué hay gente que ya cumplió su misión en nuestra vida y mantenerla cerca nos impide crecer.

Procura a la gente que quieres. Todos sabemos que hay amistades que son menos demandantes y que a lo mejor puede que pase mucho tiempo sin que se vean y cuando se ven parece que el tiempo no pasó para nada, pero no hay que abusar, la gente necesita saber que los quieres, y que te importa su día a día, o por lo menos un te quiero. O ya de perdida una taggeada de algo divertido o chistoso en facebook.

Lo que sientes que te “están haciendo a ti” probablemente tú se lo estés haciendo a alguien más. Así que aguas. Trata a todos tus amigos como quieres que te traten.

No necesitamos más indiferencia en este mundo. Ya existe mucha negación de las realidades de los demás como para que aparte nos alejemos tanto de la gente cercana que es importante. A nadie le sobran amigos, eso es una mentira miedosa. Seamos todos más amigos.

INSTRAGRAM: lalalapony

TWITTER: lalalapony_

IMG_6877

promocarrie