EL SEXO CASUAL.

Mimosas aquí reportando desde Playa del Carmen (Si, soy una bitch desgraciada), pero créanme que solo lo hago por ustedes y por nombre a la investigación de hombres. Nótese que ya no les digo garabatos con carne colgando, ya son de nuevo hombres.

No crean que se me quitó lo feminazi o que ya amo a ese género, no mimosas, no se confundan, solo que mi dolor ya cedió ¡y estoy lista para enamorarme de nuevo!

Este… no.

Ya se me pasó la etapa de la superación, ahora ando en la observación.

Cuando de repente te encuentras soltera de nuevo, te ves en un pequeño predicamento: no quieres nada formal, porque que flojera andar de novia; no estas preparada, pero tampoco quieres andar de alma en pena sola, una también necesita calor humano. ¡Qué lindas palabras!

Para eso, existen los fuckbuddies (amigos cariñosos).

El problema está, en que no podemos acostarnos con todos los hombres que queramos aunque solo necesitemos sexo en esos momentos ¿Por qué no podemos? Pues porque somos mujeres.

De que podemos, podemos. La sociedad que diga misa, si tú quieres andar de Madame Putterfly, es muy tu problema.

Dejen organizo mis ideas, el vodka con hielos ya surtió efecto.

Un hombre corta con la novia y está claro que no va a estar viendo el Diario de Bridget Jones ochenta veces… no, el Juan Tenorio irá a la caza de su nueva conquista, él no quiere otra novia, ni que estuviera mal de la cabeza, ¿otra loca? No gracias.

Así que solo ira a acostarse con la primera que le suba la autoestima.

Recuerden que los hombres no solo se acuestan con muchas por reproducción o placer; también lo hacen por ego: soy más galán dependiendo de con cuantas me acuesto. Así son de pendejos… (Me amo por feminazi, creo que voy a quedar sola por amargadota).

En fin, ese no es el punto, un hombre pirujo es un campeón, tiene más reconocimientos que una persona en sillas de ruedas en un maratón.

Pero una mujer, UNA MUJER… bueno mimosas, esa es harina de otro costal.

Si quieres andar ahí de loca vas a tener consecuencias; serás tachada de lo peor, de ardida, de coscolina, de la mil citas.

¿Por qué fui del ¨sexo débil¨ maldita sea?

Y bueno, hay mujeres que simplemente no pueden con el hecho de estar despertando con un hombre distinto cada día, es válido, porque al fin y al cabo, no somos animalitos, ¡nosotras si sentimos culeritos!

¿Cómo saber sí estamos preparadas para tener sexo casual con un tipo con el que no queremos ni querremos nada serio?

Hay diferentes tipos con los que puedes tener sexo casual después de cortar.

TU EX: ese ex con el que nomás tienes química sexual, que se llevan increíble y aun así saben que no tienen futuro ¿Por qué? Porque ya estuvieron juntos y francamente, se odian, pero el sexo…. ¡Uff! el sexo es otra cosa. El ex es buena idea para desahogarte sexualmente, solo que cuando empieces a sentir cosas viejas de nuevo, recuerda porque lo cortaste.

TU AMIGO: El típico que siempre ha estado enamorado de ti, sabes que nunca vas a andar con él, porque, bueno, ya lo hubieras hecho. Pero siempre van al cine, a comer, no es tan agraciado pero ¡Ay! Siempre te hace reír. El amigo es buena opción si le dejas las cosas claras: “ando caliente pero no quiero perder tu amistad ¿Qué opinas?”. Ningún hombre te dirá que no. ¿Cómo lo sé? Porque son hombres.

EL ETERNO FUCKBUDDIE: ese que desde que empezaste tu vida sexual, entra y sale de tu vida, no sabes como se apellida, ni en que trabaja o si tiene hermanas. Solo tienes su teléfono para ese tipo de emergencias. Nunca han intentado nada porque el fuckbuddie ni siquiera es interesante, nunca te platica nada de interés, hace su chamba y se va. Esta opción siempre es buena, porque sabes que nunca te vas a enamorar de él.

EL NUEVO: el que conoces en un bar, antro, fiesta, librería, lo que quieras. Es carne fresca para ti. Hueles el bistec asándose a lo lejos y debes tenerlo. Es el nuevo en la lista, pero sabes que mañana no te va a interesar más, porque no quieres novio, quieres sexo casual, sentirte sensual.

Advertencia: por lo regular sentimos que nos enamoramos de los nuevos, porque así somos de taradas, pero no, no te confundas. Una relación no se basa en el sexo, por lo menos no al principio, así que si te empiezas a clavar, primero piensa si estas enamorada o enculada. It´s not the same shit girl… (Que mamerta escribiendo en inglés, pero recuerden que aquí hay mucho extranjero y ando practicando, una nunca sabe ¿Qué tal que mi nuevo lo encuentro hoy?)

La carne es la carne, las mujeres también tenemos derecho de tener una vida sexual, una vida sin sentirnos mal si un hombre no nos llama al día siguiente después de tener sexo ardiente, y cuando ya estas soltera, y necesitas descargar esas energías que ni el ejercicio quita, pues a darle. Solo piensa una cosa, ¿podrás manejarlo?

Y si después del sexo casual no te llama, ¿podrás superarlo?

 

 

@marcelecuona

 

Marcela 3